Las app móviles padecen dos problemas:
– Usuarios poco fieles
– Funcionan como cajones estancos

Como lo explica el director ejecutivo de Cellogic, Itamar Wesibrod:

“Uno de nuestros grandes problemas es que todas las compañías han invertido demasiado en apps nativas, pero continúan siendo silos”.

Y claro, la publicidad, que es la que mueve el cotarro de las app móviles ha tardado poco en darse cuenta y reaccionar. El business es el business.

Los enlaces profundos

Se trata de un protocolo de software que permite añadir enlaces en una aplicación, página web y correo móvil. Enlaces que, con un solo toque, te llevan a una sección específica de otra aplicación instalada en el dispositivo. Vamos, reinventar el hiperenlace.

Cellogic es la empresa que ha promovido el tema de los enlaces profundos, que tiene un proyecto que se sustenta sobre esta tecnología, Nextap, una red de descubrimiento de contenido para aplicaciones móviles y que tiene clientes como casas editoriales, desarrolladores de apps, juegos de renombre.

Y como no podría ser de otra manera, Google, Facebook, Twitter, Yahoo… ya se están frotando las manos y comprando starts up de anuncios mediante enlaces profundos para ampliar las teorías de engagement y los ratios de conversión de sus anunciantes.

Twitter de momento ya ha lanzado este sistema de enlaces profundos con socios como Etsy, Flickr, Foursquare, Path, Rovio’s Angry Birds, entre otros.

Mercado para la innovación relacional

Nos dirigimos a un mundo donde no sólo deber tener un buen producto o servicio, sino también una buena estrategia de relación para hacerlo llegar a tu cliente, más allá de la publicidad invasiva. Con los enlaces profundos se busca precisamente eso, mejorar la capacidad relacional de las app móviles a través de un protocolo de software. Y esto puede ser un buen mercado para la innovación relacional.